Hallan muerto en un hotel a nieto de Cantinflas

Mario Moreno Bernat se ahorcó en Tlalnepantla, dejando una historia de disputas familiares que incluyó una denuncia contra su padre por corrupción de menores
0 Shares
0
0
0

 

 

 

 

El nieto del actor Cantinflas, Mario Moreno Bernat, fue encontrado muerto esta madrugada en un hotel de Tlalnepantla, Estado de México, donde se había hospedado con una mujer.

 

La acompañante de Moreno Bernat fue quien lo localizó colgado con un cordón en el baño de la habitación 304 del hotel Santa Cruz, en la Colonia Los Reyes Iztacala, de acuerdo a lo informado por la Policía Municipal.

 

Paramédicos de la ambulancia de Protección Civil número 14 verificaron el deceso del joven, de 23 años, quien aparentemente se ahorcó aprovechando que su acompañante había salido de la habitación, sin que se conozca -hasta el momento- si Moreno Bernat dejó alguna nota que permita conocer los motivos de su trágica decisión.

 

El joven era hijo de Mario Moreno Ivanova y Sandra Bernat, y hace un año había interpuesto una denuncia ante la PGJDF contra su propio padre por corrupción de menores.

 

El nieto de Cantinflas aseguró, en su momento, que no buscaba dinero, sino que las autoridades juzgaran a su progenitor por el daño que le causó desde su adolescencia.

 

El joven dijo que su padre lo indujo desde los 14 años a la ingesta de alcohol y drogas, especialmente cocaína.

 

Alcohol y drogas en la familia

 

No hace mucho tiempo, Moreno Bernat conmocionó al público mexicano al develar secretos familiares, aunque manteniendo inmaculada la imagen de Cantinflas, su abuelo.

 

El joven, de quien se aseguraba era alcohólico, drogadicto e incluso indigente, hizo públicos algunos “vicios” de sus hermanos y de sus padres, Mario Moreno Ivanova y Sandra Bernat, asegurando que “mi madre cayó en alcoholismo por depresión y mis hermanos son adictos a las drogas”.

 

El tercer nieto de Mario Moreno “Cantinflas” hizo graves acusaciones en contra de sus progenitores a quienes acusa de fomentarle una vida de alcoholismo y drogadicción.

 

Moreno Bernat, fallecido en las últimas horas, aseguró que en compañía de su padre sólo se dedicaba a tomar y gastar dinero gracias al personaje de su abuelo, pero cuando se fue a vivir con su madre, “comenzamos a beber juntos casi diario, era como una competencia”.

 

El joven dijo entonces que tuvo que ir a vivir como indigente y pedir limosna para comer cuando su madre lo corrió de su casa, al darse cuenta de que le robaba dinero para irse de fiesta.

You May Also Like