Británicos VIP con teléfonos hackeados

Rupert Murdoch detrás de los hackeos telefónicos de la cúpula de realeza y gobierno británico.

El tabloide News of the World, propiedad del magnate Rupert Murdoch, habría sido el causante del mayor escaádalo de espionaje interno en Inglaterra. Varias personalidades británicas, entre ellas toda la Familia Real Británica habría sido víctima de escuchas telefónicas por hackeos telefónicos realizadas por el mencionado medio. La misma Kate Middleton, hoy Duquesa de Cambridge, podría haber tenido el teléfono pinchado por los diez años que duró el noviazgo con el príncipe Guillermo. Pero las escuchas también afectaron a la alta plana política.

Los resultados de las investigaciones reportaron que los hackeos llegaran a afectar a famosos como el actor Jude Law y su entonces novia, la actriz Sienna Miller; así como Eric Claptony Mick Jagger. Pero se empezó a poner grave cuando se vislumbraron nombres como el del director general del Banco de Inglaterra.

Entre las personalidades espiadas estarían también los ministros Jack Straw (ex ministro de Asuntos Exteriores), Alastair Campbell, que fue secretario de Comunicación del entonces primer ministro o Peter Mandelson (ex secretario de Comercio), la fallecida princesa Diana de Gales y varios familiares de la reina de Inglaterra.

El caso estalló cuando el príncipe Guillermo sospechó que estaba siendo espiado, y Clive Goodman y su detective Glenn Mulcaire terminaron arrestados bajo acusación de intervenir el buzón telefónico del celular del príncipe.

Otro involucrado, para el mismo medio, fue un investigador privado llamado Jonathan Reese, que habría hackeado computadoras y teléfonos de tal relevancia, que fue formalmente acusado en la Cámara de los Comunes por acceder a información privada de la Familia Real, informadores de terrorismo de alto nivel y algunos políticos a cambio de hasta 170.000 euros anuales que le entregaba el News of the World. El caso se investiga porque además de las escuchas, se rumorea que las cuentas del príncipe Eduardo (hijo de Isabel II) y su esposa Sophie o los duques de Kent, podrían haber sufrido de usurpación bancaria, según The Guardian.

You May Also Like