Un poco de Vino, un lugar simplemente… ¡Exquisito!

Nada mejor para comer o cenar en viernes (o cualquier día de la semana) que un espacio relajado con una inigualable vista, que abarque literalmente la totalidad de la ciudad. Ya sea con los amigos o en pareja, a la luz de las velas, Un poco de Vino se postula como una excelente opción para disfrutar precisamente de eso; una buena copa de vino y platillos gourmet con una calidad de primer nivel.

Ubicado en prolongación Bosques de Reforma, #1293, Lomas del Chamizal, este lugar engaña a primera vista ya que se encuentra en el 5° piso, y al llegar al edificio la apariencia exterior puede dar lugar a confusiones, no te preocupes, no hay confusiones, una vez que sales del elevador en el 5° piso, la sonrisa en tu rostro no pasará desapercibida.

Probablemente lo primero que llame tu atención sean los Enomatic, máquinas italianas especializadas en servir por copeo muchas variedades de vino, proveniente de diferentes regiones y cepas. Funcionan a base de hidrógeno y mantienen de forma excelente la calidad y el sabor aún después de haber sido descorchada la botella, y para aquellos que gustan de comenzar con un buen vino acompañando la cena y seguir con algo más fuerte, pueden estar tranquilos, ya que también se cuenta con todas las bebidas comerciales (Vodka, Ron, Whisky, etc;) ¡Para continuar el buen rato!

Entre las recomendaciones de Masaryk.Tv en este exquisito lugar, no dejes de probar los carpaccios, el risotto, y nuestro favorito, el Filete al Río: deliciosos cortes de filete crudo junto con una piedra de río (extremadamente caliente) sobre una cama de sal, en la que en tu propia mesa vas colocando la carne y la preparas al gusto. Cabe destacar que el marinado que lleva esta carne es único en su tipo y secreto de la casa, Masaryk.Tv no descansará hasta saber cómo lo preparan… ¡Una verdadera delicia!

Si estás por la zona, y aún si no lo estás, te recomendamos plenamente Un poco de Vino, estamos seguros que se convertirá también en uno de tus lugares predilectos.

Fotografía: Alex Grekoff.