Sin categoría

Los beneficios del serum

Conoce los diferentes tipos que existen y selecciona el que más se adecue a tus necesidades.

Si estás buscando potencializar tu cuidado facial te recomendamos utilizar un serum. Este producto contiene una mayor concentración de activos y está diseñado para ayudar en problemas específicos como manchas, humectación o arrugas.

Pond’s nos compartió algunos tipos de sueros. Toma nota.

Para las manchas: Su función es ayudar a inhibir el proceso que crea las manchas. Elige aquellos cuyo activo principal sea la niacinamida o vitamina B3, un ingrediente utilizado para mejorar el tono natural de la piel. Este componente ayuda a disminuir la formación de melanina -la responsable de la pigmentación de la piel y de que esta se oscurezca¹-. Al disminuir la formación este pigmento, la piel no cambia de tono y con la re-generación celular, la piel regresa a su tono natural, logrando así un tono más uniforme.

Para las arrugas: Se utilizan para recuperar la firmeza y elasticidad de la piel. Opta por aquellos que contengan retinol (vitamina A), para ayudar a promover la reparación de la piel y estimular la producción de colágeno.

Para piel seca: Se recomiendan para ayudar a mantener la hidratación y dar volumen a la piel. Escoge un producto que contenga Hydraflux, capaz de atraer y retener el agua.

El serum es idóneo para complementar tu rutina de belleza. Debe ser aplicado después de la limpieza y antes de la crema. No contienen Factor de Protección Solar, así que recuerda aplicar uno para evitar el fotoenvejecimiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like