Un año de teatro…es posible?

Nuestra columnista Mónica Maristain comparte cartelera teatral imperdible para este 2014.
0 Shares
0
0
0

A menudo se habla con envidia de la buena de las carteleras teatrales de Nueva York o Buenos Aires, que crean un estado que desde aquí vemos como ideal para el desarrollo del teatro. En México, sabemos, el récord lo marca el cine, la actividad de ocio preferida por los habitantes de este suelo.

 

La situación no implica que aquí no se haga teatro, que no haya excelentes directores y actores dispuestos a regalar gran parte de su tiempo y todo su talento al servicio de la escena. Así las cosas, ¿es posible pensar en un año más teatral?

 

Por lo pronto, el 2014 inicia con una propuesta más que interesante:  la obra Primer Amor, de Samuel Beckett, una producción internacional que cuenta con la actuación de Joe Broderick (Australia-Irlanda-Colombia) y la dirección de Manuel Orjuela (Colombia).

 

La temporada se llevará a cabo del 16 (función agotada) al 26 de enero del 2014, con funciones de jueves a domingo en la Casa del Tiempo, Pedro Antonio de los Santos 84, Colonia San Miguel Chapultepec, Delegación Miguel Hidalgo. ¡La entrada es gratuita!

 

En clave de humor…

 

Para reírnos a mandíbula batiente, Las Reinas Chulas en vivo y en directo proponen la “ópera china pirata” Coopelas o cuello, un espectáculo para cantar, bailar y hacer actos acrobáticos, saltos mortales, machincuepas, uso de sables, dagas y cuters para hacer la danza de las mangas de agua, teatro de sombras, todo eso mientras preparan chop-suey. Con idea y dirección de José Antonio Cordero, el show se lleva a cabo en el Teatro-bar El Vicio, Madrid 13, Coyoacán, con un cover de 300 pesos.  

 

En clave de vértigo…

 

No es estrictamente teatro, pero hace falta dejar el sillón de la sala para disfrutar el vértigo de Nitro Circus Live en México, cuyo fundador Travis Pastrana llega el 1 de febrero el Palacio de los Deportes. Los boletos ya están disponibles.

 

Nitro Circus Live presenta a más de 40 de los mejores atletas en deportes extremos, quienes realizan acrobacias imposibles en un espectáculo que incluye carreras de rally y competencias de supercross. Toda la adrenalina al rojo vivo en un show donde los fans “pueden esperar de todo”, ha dicho Travis.

 

 

“Desde triciclos para niños, esquís para nieve, tándems y patines del diablo, hasta carritos de súper, cochesde Barbie y hieleras lanzadas con habilidad por la Gigant-A-Ramp”, promete.  

 

En clave de Globo…

 

Claro que para los que no quieran salir de casa, siempre está la televisión. Esta vez con un domingo de lujo: la 71 edición del Globo de Oro, el premio de la prensa extranjera acreditada en Hollywood, considerada la antesala de los Oscar.

 

Es el glamour a pleno, con un más que merecido homenaje al cineasta Woody Allen, cuya protagonista, la australiana Cate Blanchett, seguramente se llevará el galardón a casa por la impresionante actuación en la aclamada Blue Jasmine.

 

El gran Woody no irá a recibir su premio, como era de esperar y enviará a Diane Keaton, mucho más sociable, sin duda, a que dé un discurso de agradecimiento en su nombre.

 

La alfombra previa de la ceremonia que tendrá lugar en el hotel Beverly Hill, el transcurso de la cena donde los perdedores pondrán su mejor cara de póker y los ganadores se acordarán de todos los miembros de su familia, las fiestas posteriores: todo será observado con lupa por espectadores y críticos del espectáculo.

 

Es la fábrica de sueños en todo su esplendor: la maquinaria que año tras año nos hace olvidar por un buen rato del gris cotidiano. Eso es el cine, el teatro, el cabaret: una pócima más que eficaz contra el aburrimiento y el esplín. 

You May Also Like